Consejos

La nutrición baja en humus

Sea cual sea el nombre que le des al humus (“a baby carrots BFF”, “Mediterranean mayonesa”, “Chickpea pâté” -¦), no se puede negar que el alimento básico de la cocina de Oriente Medio está en camino de derrocar al guacamole y al rancho como la salsa para mojar y esparcir más querida del planeta.

Pero, incluso mientras continúas complaciendo tu larga relación amorosa con el humus, puede que todavía haya algunas preguntas acechando en tu mente acerca de su desglose nutricional. Como, “¿Puedo comerlo si estoy en una dieta específica?” y “¿Puede ser tan bueno para mí como para mis papilas gustativas?”

Ahora, puedes comprobar todas esas dudas con la información de abajo.

¿Es saludable el humus?

El humus, en esencia, es sólo puré de garbanzos. Tradicionalmente, un poco de aceite de oliva, ajo, jugo de limón, sal, tahini, y algunas especias se añaden a esta base cremosa también. Ninguno de los ingredientes del humus levanta la bandera roja de lo “insalubre”. Por el contrario, gracias a su ingrediente principal (garbanzos), el humus es una mina de oro de macro y micronutrientes. ¿La clave importante? Comerlo con moderación.

Vale, entonces, ¿cuál es el contenido nutricional real del humus?

Me alegro de que preguntes. Volvamos a los números que lo dicen todo.

Esto es lo que hay en una ración (unas 2 cucharadas) de humus natural, según MyFitnessPal:

  • Calorías: 70
  • Grasa: 5 g
  • Sodio: 73 mg
  • Hidratos de carbono: 4 g
  • Fibra: 1 g
  • Azúcar: 0 g
  • Proteína: 2 g

Básicamente, con fibra de relleno, grasas saludables, y bastante un poco de proteína, el humus es más o menos el bocadillo perfecto.

Con 2 gramos de proteína para la formación de músculos por porción, el humus proporciona una dosis más abundante que la mayoría de las plantas e incluso que los alimentos de origen animal, lo que lo convierte en una sólida elección para veganos, vegetarianos y carnívoros por igual. (Para comparar, una porción de espinacas con taza tiene menos de 1,5 gramos de proteína).

El humus es muy rico en fibra, el nutriente responsable de hacerte sentir saciado. Para el 95% de los estadounidenses que no consumen regularmente la cantidad recomendada de fibra (25 gramos al día para las mujeres y 35 gramos al día para los hombres) esto es una seria victoria.

Los 5 gramos de grasa saludable se suman al poder saciante de la pasta, un componente clave para *no* comer en exceso.

Vale la pena mencionarlo: El humus también es razonablemente alto en vitaminas y minerales como hierro, folato, fósforo, vitamina B, vitamina K, zinc, cobre, manganeso, magnesio, colina y selenio.

¿Cambia algo si el humus tiene sabor?

Ahora que el humus ha alcanzado el estatus de favorito del culto, hay prácticamente más sabores de humus que de helado. Aguacate, espinaca, alcachofa, remolacha, pimiento rojo asado…¦ ¿Sabías que hay incluso humus con sabor a postre en este momento? Sí, ¡salvaje!

Es fácil preguntarse si todo el sabor añadido de alguna manera hace que la salsa sea menos saludable. La respuesta corta es: No. Pero, comprueba la etiqueta nutricional. Si hay más de 5 gramos de azúcar o 100 gramos de sodio por cada dos cucharadas (o ingredientes que no reconozca), devuélvalo. Obtenga nuestras selecciones de las mejores marcas de humus compradas en la tienda aquí.

¿Cuáles son los principales inconvenientes del humus?

El único problema con el humus es que la mayoría de las personas caen en la misma trampa al comerlo que cuando comen mantequilla de nueces o helado: Sacarlo directamente del recipiente puede resultar en tener de manera más de una porción. Aunque el humus no es insalubre, tiene una cantidad decente de calorías y grasas. Comer en una tina entera (oops) puede darte más de 500+ calorías y 35+ gramos de grasa, dependiendo del tamaño del recipiente.

Tu movimiento: toma un poco en un tazón y sírvelo de ahí. O, compra algunos paquetes pre-porcionados si no haces tu humus en casa.

Otra cosa que hay que tener en cuenta es lo que se empareja con el humus. Si usas pan de pita, galletas, papas fritas o pretzels, la ingesta de calorías y carbohidratos se sumará rápidamente. Puede optar por mojar con vegetales crudos como zanahorias, apio, pimientos, brócoli o coliflor.

¿Para quién es bueno el humus?

Para la población en general, el humus es una apuesta saludable, pero hay ciertos planes de alimentación y dietas que no permiten que la crema se extienda. El humus no está aprobado por paleo o Whole30 porque los garbanzos son legumbres, que no están permitidas en estas dietas. Las legumbres también están generalmente restringidas en las dietas súper bajas en carbohidratos debido a su alto contenido en carbohidratos, por lo que el humus no está permitido en la dieta de la ketodieta, la dieta Atkins o la dieta South Beach tampoco.

Sin embargo, el humus está permitido en los planes de alimentación vegetariana. También cumple con las dietas que limitan el azúcar o cortan el gluten (¡no hay gluten en el humus!) o los productos lácteos.

El resultado final del humus

¡Aléjate! Siempre que sólo consumas una o dos raciones – y no diez – el humus es un alimento que tu cuerpo se beneficiará de tener todos los días.

RELACIONADO: La guía fácil para reducir el azúcar está finalmente aquí.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto. Una cookie se refiere a un fichero que es enviado con la finalidad de solicitar permiso para almacenarse en su ordenador, al aceptar dicho fichero se crea y la cookie sirve entonces para tener información respecto al tráfico web, y también facilita las futuras visitas a una web recurrente. Otra función que tienen las cookies es que con ellas las web pueden reconocerte individualmente y por tanto brindarte el mejor servicio personalizado de su web. Nuestro sitio web emplea las cookies para poder identificar las páginas que son visitadas y su frecuencia. Esta información es empleada únicamente para análisis estadístico y después la información se elimina de forma permanente. Usted puede eliminar las cookies en cualquier momento desde su ordenador. Sin embargo las cookies ayudan a proporcionar un mejor servicio de los sitios web, estás no dan acceso a información de su ordenador ni de usted, a menos de que usted así lo quiera y la proporcione directamente, . Usted puede aceptar o negar el uso de cookies, sin embargo la mayoría de navegadores aceptan cookies automáticamente pues sirve para tener un mejor servicio web. También usted puede cambiar la configuración de su ordenador para declinar las cookies. Si se declinan es posible que no pueda utilizar algunos de nuestros servicios.

Cerrar